NECEN > Services > Restauración

Restauración

En la hostelería se pueden emplear las propiedades del ozono para higienizar espacios como salones, comedores, baños y aseos. Y también en las cocinas y para conservar alimentos.

En bares, restaurantes, cafeterías y establecimientos hosteleros en general el bienestar de los clientes radica, en gran medida, en la atmósfera creada en ellos.

Por otra parte, la higiene y desinfección, tanto en los aseos como, sobre todo, en la cocina, son aspectos críticos que todo establecimiento hostelero debe cuidar al máximo.

El ozono ofrece soluciones integrales viables para los problemas ambientales, de desinfección y de olores de los establecimientos hosteleros gracias a su elevado poder de higienización y desodorización.

 

  • Salones y Comedores

Los vapores generados por las cocinas de los restaurantes suelen expandirse por los salones y comedores adyacentes. Esta situación, unida a la aglomeración de gente y a una ventilación ineficiente, puede llevar a una excesiva congestión de la atmósfera de estos lugares, lo que producirá la consiguiente incomodidad de los comensales y, en muchos casos también, que la ropa de los mismos quede desagradablemente impregnada con los vapores de la cocción de los alimentos.

Una correcta ozonización del ambiente de salones y comedores refresca y oxigena el aire que se respira en los mismos y soluciona esta problemática tan importante para el negocio de forma satisfactoria y económica.

 

  • Baños y aseos

Una correcta higienización y desodorización de los aseos y baños en los restaurantes influye de manera importante en la opinión del cliente sobre la limpieza del local en general. Es crucial en el sector de la hostelería que todo desprenda un aspecto pulcro y libre de elementos que inciten a la clientela a pensar que no se toman las debidas medidas de higiene.

La solución más recomendable y económica a la larga es la ozonización, ya que el ozono elimina de forma directa las sustancias que producen los malos olores en baños y aseos, en vez de enmascararlos. Por añadidura, su poder desinfectante elimina gérmenes y microbios de los sanitarios, evitando que se conviertan en focos de infección.

 

  • Cocinas y conservación de alimentos

La cocina es el núcleo de los establecimientos hosteleros por ello es el lugar en donde más hay que extremar las medidas de higiene. Cualquier descuido en la desinfección de los lugares en que se manipulan los alimentos, en la de los enseres, o de los frigoríficos, puede desembocar en problemas graves para el buen funcionamiento del negocio.

La instalación de generadores de ozono consigue la descontaminación biológica de las cocinas. Además, la ozonización del aire proveniente de las campanas de extracción de humos elimina los olores de los gases expulsados al exterior, evitando problemas vecinales en caso de que estos gases se expulsen a patios interiores.

Más información

Contacte con nosotros para más información

Contacto